martes, 30 de agosto de 2016

UN DOCUMENTAL DE LA DIPUTACIÓN DE VALENCIA SACA DEL OLVIDO A LAS VALIENTES " MAMÁS BELGAS"

 Las "Mamás Belgas", a su llegada a Barcelona, en el año 1937.

Dos momentos del rodaje del documental, en el actual Colegio "La Concepción", de Ontinyent (Valencia).





Les llamaban "Mamás Belgas", pero procedían  de países del Este, como Polonia, Rumanía y Hungría, que desde Bélgica se trasladaron a Ontinyent en el año  1937, pasando por Barcelona, para trabajar de enfermeras en el hospital militar del frente republicano instalado en aquel municipio, hasta la finalización de la Guerra Civil española.

El rodaje de un documental histórico, que dió comienzo a principios de noviembre del pasado año en Ontinyent, en el antiguo Hospital Militar, que actualmente es la sede del Colegio "La Concepción", de la comunidad franciscana, y que desde el año 1937 hasta que terminió la Guerra Civil española en abril de 1939, funcionó debidamente equipado como hospital  de campaña, y concluyó  con la recreación del bombardeo de la aviación fascista italiana el 12 de febrero de 1939, en la estación de ferrocarril de Xàtiva, rescata la memoria de estas valientes enfermeras judías.

Este documental histórico está basado en las investigaciones de un vecino de Ontinyent, Joan J. Torró y del belga Sven Tuytens, complementadas con las del profesor Rudi Van Doorslaer, director del Centro de Estudios sobre la Segunda Guerra Mundial de Bruselas (Cegesoma).
 
Lejos de ceñirse a la creación de un hospital, que se levantó con el esfuerzo y la solidaridad de los trabajadores europeos, rompiendo con el tratado de no intervención, el trabajo de Torró y de Tuytens se centra mayoritariamente en mostrar  la historia de unas valerosas mujeres, mayoritariamente judías que, movidas básicamente por la solidaridad con la República española, vinieron a España para contribuir a la lucha contra el fascismo.

A este colectivo de enfermeras,  posteriomente se integraron otras, valencianas, que  no se conformaron manteniéndose al margen ante el sufrimiento que padecía el pueblo español. Sus maridos o novios luchaban  fomando parte de las brigadas internacionales, y ellas también quisieron participar en la lucha antifascista que se estaba dirimiendo en España, y el hospital les ofreció la posibilidad de resultar útiles.

Eran muy conscientes que la Guerra Civil española era el preludio de aquello que Hitler y Mussolini tenían preparado para el resto de Europa, y al finalizar la Guerra Civil, continuaron ellas luchando conla resistencia armada, pero desgraciadamente varias de ellas terminaron en los campos de concentración. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada